Entrevista GLP. Escándalo en Brandsen: denuncian al intendente Raitelli por “usar políticamente la necesidad” de los vecinos

El jefe comunal asumió prometiendo resolver “mágicamente” los problemas de los vecinos, pero en lugar de eso produjo un “aumento considerable” de las tasas, “recargó la planta política” y no atiende temas como la “ola de inseguridad”, afirma el presidente del bloque de concejales de Juntos por el Cambio (JxC), Marcos Erregue.

Videos - Entrevistas 25 de abril de 2024 Mariana Portilla Mariana Portilla

Alberto Fernández liquidó a Milei.Alberto Fernández le contestó a Milei luego de que lo tilde de “títere”

–Marcos, hubo un cambio de color político en la intendencia: en diciembre asumió Fernando Raitelli, de Unión por la Patria (UxP), tras dos periodos del intendente radical Daniel Cappelletti. ¿Qué análisis puede hacer de estos prácticamente cinco meses de gestión del nuevo gobierno?

Lo que vimos es que los primeros actos, naturalmente, como son todos los actos de un gobierno que comienza, tuvieron que ver con el debate de las ordenanzas fiscal impositiva y de presupuesto. Obviamente, esto se da en un contexto de la crisis inflacionaria que deja al kirchnerismo, con su emisión descontrolada y su desmanejo de las cuentas públicas, todo orientado a sostener un relato que llevaba veinte años y que fue sostenible mientras entraban dólares de la soja, y cuando eso se cortó empezaron a emitir a mansalva porque era la única forma de poder sostener el relato. O sea, el kirchnerismo se plantó en un lugar en el que le resultaba imposible explicarle a la sociedad que a veces hay dificultades económicas, y cuando hay dificultades económicas hay que tomar medidas que no son ni las más simpáticas ni las más populares. Prefirieron culpar de todo al resto de la dirigencia política, al campo y vaya a saber a qué otro sector, antes que enfrentar adversidades que son lógicas en la administración de la cosa pública en cualquier gestión, cuando hay ciclos económicos que se agotan.

En ese contexto de inflación y crisis económica, asume el nuevo gobierno municipal. Y propone un aumento considerable de las tasas, con muy poca apertura al diálogo.

–¿De cuánto fue este aumento que propuso el Ejecutivo?

Fue en promedio el 200 y pico por ciento. Estuvo casi a la par de la inflación. Estoy promediando, porque hubo algunas escalas para servicios urbanos municipales. Pero en promedio anduvo alrededor del 200%. Los aumentos fueron muy significativos, tanto en servicios urbanos como en seguridad e higiene, que es el tributo de la tasa municipal que pagan en general comercios, industrias y empresas.

La cuestión es que esto se da por parte del Ejecutivo con muy poca apertura al diálogo, siendo minoría ellos. A nosotros nos costó mucho poder plantear y que se nos reciban algunas modificaciones al proyecto original que había enviado el Ejecutivo con estos aumentos que, como te digo, se dan en el contexto de una crisis que golpea también a los municipios, pero que después la tienen que sostener los contribuyentes. Entonces, a nosotros nos parecía que tendría que haberse considerado un poquito más esta circunstancia y no fue así.

Las opciones que nos dejaba el oficialismo eran la de acompañar una estructura económica que a nosotros nos parecía que se basaba en aumentos excesivos o dejarlo sin recursos. Nosotros pudimos meter algunas pequeñas modificaciones que nos aceptaron, pero en general no movieron mucho su posición, hecho por el cual nosotros, a principios de este año ingresamos en el Concejo Deliberante un proyecto de ordenanza fiscal, para volver a discutir este tema de los recursos. Porque nos parecía que en el contexto de una crisis (que ya se está viendo, además, que las medidas que está tomando el gobierno nacional para evitar o contener la escalada inflacionaria están generando un montón de otras consecuencias que también son negativas para la población en general) siempre las opciones son un mal u otro, y según el gobierno de turno se va a evaluar cuál es el mal menor y cuál es el mal mayor, pero no estamos hablando de opciones buenas y malas: son todas malas. Eso ya es un análisis más de la política económica del gobierno nacional, que quizá excede a la nota, pero lo que sí te quiero decir es que en ese contexto, que no es para nada favorable para los vecinos y contribuyentes, nosotros apelamos a que podamos entablar el diálogo. Y por eso nosotros ingresamos este proyecto de modificación de la ordenanza fiscal, donde le estamos planteando al Ejecutivo la posibilidad de bonificar las tasas, como una facultad. No queremos imponerle a un Ejecutivo que no es de nuestro color político limitaciones, pero sí queremos que el Ejecutivo tenga la posibilidad de analizar y considerar algunas variables macroeconómicas para hacer un poquito más liviano el peso de la crisis en el bolsillo del contribuyente.

Entrevista realizada por Grupo La Provincia (grupolaprovincia.com)

Ahora bien, ¿cuál es la intención? Esto ingresó a comisión para servicios municipales urbanos. La idea es extender algo similar a seguridad e higiene. Próximamente vamos a tener reuniones institucionales para conversar este tema. Nuestra idea es ver si podemos hacer entre todos una herramienta que sea mucho más razonable y más adecuada a este momento de crisis, pensando en el contribuyente, no sólo en las necesidades financieras del municipio.

Y ahora sí te meto un dato que es de análisis político, pero también basado en cuestiones objetivas: el fundamento del porqué de estos aumentos no era solamente enfrentar la crisis, sino también mejorar la prestación de los servicios por parte de la nueva gestión, y, obviamente, con un compromiso de no agrandar la planta política. Bueno, no sólo se crearon secretarías nuevas que antes no existían, o subsecretarías que antes no existían (es decir, se recargó la planta política, seguramente para incluir en lugares importantes del organigrama a dirigentes o personas con las que se habían asumido compromisos electorales por parte del actual oficialismo), sino que, además, no vimos una mejora notable en la prestación de los servicios a cargo de la Municipalidad. Es decir, le hemos recargado el bolsillo al contribuyente en un tiempo de crisis y no estamos viendo eso reflejado ni en la prestación del servicio ni en la ejemplaridad de la administración de los recursos municipales cuando crece la planta política.

–Entonces, el municipio va a contramano de muchas comunas en donde hoy en día se pone la prioridad en tratar de ajustarse, de morigerar los gastos. En este caso el intendente hace todo lo contrario: amplía la planta municipal.

La planta política. Todavía no hicimos el análisis o el seguimiento de las designaciones de empleados, pero sí la planta política: el organigrama claramente se incrementó.

Luis JuezSenado: el PRO le solicitó una sesión especial para retrotraer el aumento en las dietas

Uno de los recursos a los que podría apelar esta gestión, que es el apoyo del gobierno provincial, tampoco se está notando. En los últimos cuatro años de nuestra gestión, hasta diciembre del año pasado, nosotros tuvimos bastante poco eco en el gobierno de la provincia de Buenos Aires, que encabeza el gobernador (Axel) Kicillof. No hubo mucha ayuda; no hubo nada de ayuda. Por el contrario, a veces teníamos la sospecha, incluso informaciones off the record, de que cuando se gestionaban cosas desde acá, desde las distintas áreas, en áreas provinciales equivalentes (Salud, Desarrollo Social, etcétera), la información que nos llegaba a nosotros, por vías off the record, era que había una decisión política de no priorizar, no te voy a decir de no ayudar a Brandsen, pero sí de no priorizar la ayuda para Brandsen.

Bueno, yo tampoco estoy notando demasiado que eso esté pasando ahora, no por la misma motivación, seguramente. Hemos recibido la visita de varios funcionarios provinciales, quizás porque estamos cerca de La Plata y por una cuestión de afinidad y de color político. Ahora, eso no se está notando tampoco en la administración de los recursos. Porque, de hecho, el gobierno municipal quiere ir por más en materia fiscal, y ahora ingresó al Concejo Deliberante un proyecto que crea una nueva tasa sobre los combustibles para financiar el mantenimiento de la red vial, lo cual ya está regulado en dos tasas existentes, que son la de los servicios urbanos municipales y la de la red vial rural.

Estamos asistiendo, a mi criterio, a una administración que, lejos de racionalizar el uso de los recursos en tiempos de crisis, que es lo que corresponde, pretende no racionalizar ese uso de los recursos y actuar como si, en vez de tener una crisis, tuviéramos una situación de superabundancia y un momento económico brillante en el país. Cuando no es así, de ninguna manera.

Si las consecuencias de eso, de no asumir esta realidad crítica que tenemos, de no racionalizar el uso de los recursos administrados como corresponde, las pagara a la política, yo estoy de acuerdo. Ahora, evidentemente, la pretensión es que las pague el contribuyente. Y ahí la verdad que no podemos estar de acuerdo.

–Pensando en los contribuyentes, en los vecinos, ¿con qué otros reclamos se encuentran cuando recorren los barrios de Brandsen?

Marcos Erregue

Mirá, yo creo que es una cuestión de expectativas también, ¿no? La nueva gestión llegó con una expectativa altísima, porque durante toda la campaña ellos se dedicaron a explicar que todos los problemas que tenían los barrios, los vecinos en general, del distrito, se resolvían fácilmente, y que si no se estaban resolviendo es porque no había gestión, porque no se estaba gestionando o porque no se administraba bien, o porque no había voluntad de resolverlo.

Ahora nos encontramos con que, claro, la expectativa que ellos instalaron, que partía de la suposición, falsa obviamente, de que si alguna cosa estaba mal es porque no había voluntad, no porque no estuvieran los recursos o las posibilidades, ahora se encuentra con esta realidad que yo te digo. Y esa expectativa hay que ver si la satisfacen, porque ya el aumento de diciembre estaba orientado a resolver y a mejorar todo lo que ellos prometían que iba a mejorar, y eso no está ocurriendo.

A nosotros nos parece que esta insatisfacción que vemos en muchos vecinos no significa que no le quieran dar una oportunidad a una nueva gestión; y sin embargo, la propia nueva gestión se encargó de generar expectativas que hoy no puede satisfacer.

En materia de seguridad hemos tenido varios hechos. Hemos tenido una ola de inseguridad en el mes de enero. Estamos teniendo nuevamente una seguidilla de hechos de inseguridad. Después tenemos, en materia de servicios, lo que ya te contaba: no hay una mejora notable, de hecho yo creo que hay fallas en los servicios que por ahí no tiene sentido puntualizar o detallar, pero que se está notando, sobre todo en materia de recolección de ramas y residuos. Si a esto le sumás también lo que pasa en el hospital, que tampoco está evidenciando la mejora notable que ellos de alguna manera prometieron y las expectativas que alimentaron, y bueno, es lógico que haya insatisfacciones.

RossiRossi cruzó a Milei y Villarruel: "Muestran cinismo, crueldad, estupidez, autoritarismo y odio"

Primero hay que asumir la complejidad de los problemas. Si esos temas que son prioritarios, cuya solución es un consenso (porque ¿quién no quiere que el hospital municipal funcione bien, quién no quiere trabajar para eso?; si vivís acá, me parece que es esencial, y podría decir lo mismo de la seguridad y de los servicios), si partimos de ese consenso, tenemos que pensar también en una gestión común. Nosotros estamos dispuestos a acompañar. Ahora, los que prometieron que iban a gestionar y solucionar todo mágicamente son ellos, solo por la pertenencia al mismo color político del gobernador. Bueno, eso no está ocurriendo.

Es lo que nosotros decíamos el año pasado, o el anteaño, o el otro, de la necesidad de juntarnos para gestionar y pedir juntos algunas soluciones, algunas ayudas, algunas asistencias que se necesitan para que el municipio mejore. Si no nos juntamos a hacer eso entre todos, entonces probablemente tengamos otro desencanto dentro de un año, cuando ellos vuelvan a generar expectativas, porque vienen elecciones, y otra vez no se pueda resolver nada mágicamente, porque son problemas complejos que exigen soluciones complejas, consensos y trabajo en conjunto.

Si vos querés gobernar en una época como la actual, en una democracia como la actual, donde un montón de cuestiones requieren la participación de todos los sectores, no solo del oficialismo, porque, no sé, te da cosquillas que el otro salga también en la foto, querés quedarte vos con todo el rédito, bueno, a mí me parece que no corresponde.

Primero, me parece que el actual oficialismo tendría que asumir que si ellos señalaban que había cosas que no se resolvían porque había falta de gestión, bueno, entonces decime qué es lo que te está pasando a vos, porque evidentemente también es falta de gestión.

La otra cosa es lo que no quisieron decir cuando eran oposición, que es que hay cosas que exceden a la gestión o no gestión, sino que tienen que ver con recursos que al municipio no le llegan, y que no le van a llegar si no hay un reclamo unificado de todas las fuerzas políticas del distrito.

Y además, dejame decirte (y esto para mí es probablemente uno de los peores aspectos de esta nueva gestión) que hay una utilización política de la necesidad, político-partidaria.

–¿Dónde lo nota?

Te doy un ejemplo: le pusieron el nombre Eva Perón a un centro de evacuados que inauguraron, cuando ya hay armado un centro de evacuados. Y lo peor de todo es que la imposición de nombres a lugares públicos está regulada, primero, por la Ley Orgánica de las Municipalidades, y es una facultad del Concejo Deliberante; ellos lo hicieron unilateralmente desde el Ejecutivo, con lo cual es nulo. Pero además hay una ordenanza local que regula el procedimiento para la imposición de nombre a los lugares públicos.

Y después, la permanente gestualización de símbolos partidarios por parte de funcionarios en fotos oficiales. Este es un tema que a muchos les parece frívolo, superficial o inocuo, incluso: separar claramente lo que es oficial, lo que es estatal, de lo que es partidario es fundamental, pero el kirchnerismo no sabe separar eso. El kirchnerismo le quiere poner a todo el nombre, el apellido y la cara de alguno de sus próceres, y todo lo que tenga que ver con una necesidad no se transforma en un derecho, se transforma en una especie de alquiler que les cobran a los que necesitan esa asistencia o esa ayuda, para recordarles siempre: “Che, acordate que esto me lo debés a mí”.

A mí me parece que eso es lo contrario a un derecho: que no es la adquisición de un derecho, es la utilización clara de la necesidad con fines partidarios. Y es más grave cuando se hace desde el Estado.

Te puede interesar
Populares
Horacio Rodríguez Larreta desembarcó en Lomas de Zamora

Rodríguez Larreta intensifica su armado en la provincia

Redacción Grupo La Provincia
Política El jueves

Con la mirada puesta en las elecciones del año próximo, el ex jefe de gobierno porteño inició una serie de visitas estratégicas a distintos puntos del territorio bonaerense. Pasó por Lomas de Zamora y planea fortalecer su presencia.

Suscríbete al Resumen de Noticias para recibir periódicamente las novedades en tu email